Actualmente, los niños, tanto en México como en el mundo, nacen rodeados de tecnología y crecen interactuando con múltiples dispositivos. El fácil acceso que tienen a internet es un hecho, una realidad que no tiene marcha atrás, y esto implica tener todo un universo al alcance de su dedo. Por eso, es importante que tengas en cuenta lo siguiente:

  • Los niños utilizan computadoras, celulares y tabletas por diversión, para hacer trabajos escolares o para explorar cosas nuevas.
  • Internet no solo es una especie de biblioteca, sino una sala de juegos, un lugar de encuentro con otras personas, un canal de comunicación y un espacio en el que los niños pueden expresarse.
  • Sienten que en internet pueden encontrar entretenimiento, vida social, información y todo lo que se les pueda ocurrir.
  • Las herramientas tecnológicas les posibilitan establecer nuevos vínculos con muchísimas personas, estén cerca o en distintas partes del mundo.
  • Muchos niños, niñas y adolescentes deciden compartir información vinculada a su imagen personal, sus rutinas y sus pensamientos en la comunicación online.




¿Cómo es el uso de internet, de acuerdo con la edad de los niños?

2-4 años
Deben navegar acompañados de sus padres. Son los adultos a quienes les toca elegir los sitios que visitan sus hijos.

4-7 años
Tienen más autonomía, pero siguen requiriendo mucha supervisión por parte de los padres. Para esta edad podrían llegar a ser adecuados los escritorios o buscadores especiales para niños.

7-10 años
Los chicos buscan en pares la información y validación sobre contenidos de internet. Es importante garantizar que el uso de la computadora y otros dispositivos no lo absorba de otras tareas, dado que la variedad es importante en esta etapa de la infancia.

10-12 años
Comienzan a descubrir contenidos inútiles para sus tareas escolares e intereses. Realizan búsquedas en forma autónoma. Valoran mucho la opinión de sus pares y por esta razón son muy crédulos. También es la edad que se interesan por el sexo. Es importante hacerles saber que en internet no todo lo que se ve es real y confiable, ni correcto ni completo.

12-14 años
En esta edad los niños se vuelven muy sociables y se interesan mucho por el chat. Se recomienda mantener mucha comunicación con ellos.

Conforme se populariza el uso de internet, no solo en zonas urbanas, sino rurales, en México ya se viven diversos escenarios de riesgo para los niños. Es importante fomentar la cultura de navegación segura. El grooming (adultos que contactan a niños haciéndose pasar por otro niño) es uno de los principales riesgos. Por tal motivo, así como se les enseña a los niños a mirar a ambos lados antes de cruzar una calle, se les debe enseñar a estar alertas y en comunicación con sus padres y maestros al navegar en internet.

El papel de los padres es fundamental para concientizar a los niños sobre su seguridad e intimidad. Estos son algunos ejes de acción que te recomendamos llevar a cabo:

  • Para un niño, navegar es como cruzar la calle: debe hacerlo tomado de la mano de un adulto, mientras ambos observan hacia todas direcciones.
  • Infórmate muy bien sobre lo que hacen y utilizan tus hijos en internet.
  • Habla con él y evita solo enfocarte en mantener una postura prohibitiva. Una buena comunicación es fundamental.
  • Construye un puente de confianza para que te proporcione libremente su contraseña de las redes sociales que utilice.
  • Rompe el esquema de “a mi hijo no le va a pasar”.
  • Toma en cuenta que la “vida virtual” es real, cotidiana y peligrosa.
  • Mantén enterados a los niños de los riesgos que enfrentan al navegar Internet.

Los niños no dejarán de usar internet, por lo que es necesario que ellos, sus padres y maestros aprendan a navegar con seguridad, informarse mutuamente y denunciar.

Para la elaboración de esta nota, contamos con la valiosa colaboración de LEXIA Insights Solutions.


Consultoría en mercadotecnia y comunicación, especializada en dar soluciones estratégicas basadas en insights. LEXIA Insights Solutions reúne a profesionales en comunicación, mercadotecnia, antropología y psicología.

Notas relacionadas