Deja a tu hijo experimentar todas las emociones

Deja a tu hijo experimentar todas las emociones

El ser humano es emocional por naturaleza y esto no es algo malo. Sin embargo, muchas veces dejamos que dichas emociones se apoderen de nosotros y nos controlen o, lo que es peor, llegamos a bloquearlas hasta límites insospechados. Hoy en día, además, tiende a hablarse mucho de las emociones positivas y de cómo hemos de potenciarlas para una vida mejor, olvidándonos de que las emociones negativas también son necesarias muchas veces para tener un equilibro emocional. El valor de las emociones negativas queda por tanto desplazado, llegándose casi a demonizar. La importancia de las emociones en la comunicación La manifestación y el reconocimiento de las emociones nos sirven para comunicarnos y expresarnos en el mundo. Son tan importantes para nuestra vida, que es bueno aprender a aprovecharlas, a manejarlas, a predecirlas y a encaminarlas en función de las circunstancias. De esta forma se ponen en valor tanto las emociones positivas, como las negativas. Lee también ¿Cómo la inteligencia emocional puede hacer de tu hijo un niño exitoso? ¿Es posible estar siempre feliz? Lamentablemente la respuesta es que no. Aunque tratemos de estar siempre felices la vida siempre estará marcada por acontecimientos que tal vez no lo sean tanto, y es necesario también amoldarse a este tipo de situaciones para luego avanzar y superarlas. La vida es una montaña rusa, con sus altos y

leer más

;

¿Cómo la inteligencia emocional puede hacer de tu hijo un niño exitoso?

¿Cómo la inteligencia emocional puede hacer de tu hijo un niño exitoso?

Patricia Fernández Briz. Psicopedagoga Estadísticas de un conjunto de más de cien estudios ha comparado a estudiantes que han recibido aprendizaje social y emocional con otros que no lo recibieron. Los datos demuestran unas mejoras sustanciales en el comportamiento de los estudiantes que sí lo recibieron dentro y fuera del aula. No solo dominaron habilidades como tranquilizarse y desenvolverse mejor, sino que también aprendían con más eficacia; sus notas mejoraron y, en pruebas de logros académicos, sus calificaciones fueron 14 puntos porcentuales más altas que las de estudiantes que no recibieron programas de aprendizaje social y emocional. De ello se desprende que ayudar a los niños a dominar las emociones y sus relaciones les hace ser mejores estudiantes. A lo largo de la vida resultan esenciales una mayor autoconciencia, una mayor capacidad para dominar las emociones perturbadoras, una mayor sensibilidad frente a las emociones de los demás y una mejor habilidad interpersonal; pero los cimientos de estas aptitudes se construyen en la infancia. Lee también ¿Cómo formar hijos emocionalmente sanos? La neurociencia nos enseña que el cerebro del niño experimenta un enorme crecimiento y no se detiene hasta la mitad de la veintena. Los científicos lo denominan neuroplasticidad y significa que el modelado de los circuitos cerebrales durante este periodo de crecimiento depende, en gran medida, de las experiencias diarias del

leer más

;

7 acciones clave para la felicidad de nuestros hijos

7 acciones clave para la felicidad de nuestros hijos

Katie Hurley, escritora y psicoterapeuta de niños y adolescentes, colaboradora en Practical Parenting, Moonfrye, Clomid and Cabernet y allParenting, identifica 7 acciones clave para la felicidad de nuestros hijos que queremos compartir con ustedes. Establece (y respeta) una hora para comer Puede no parecer tan importante a simple vista, pero cuando un niño tiene hambre y no puede hacer nada para saciarla, puede llegar a sentirse muy mal y reflejarlo en su conducta. Las rutinas hacen que los niños se sientan seguros y tranquilos. Además, mantener un ritmo en sus comidas es importante para su desarrollo. Ayúdalo a que duerma bien Como papás puede ser que nos guste desvelarnos. Tal vez tengamos esa costumbre desde tiempo atrás, incluso. Sin embargo, es muy importante respetar los ciclos de sueño de nuestros hijos, ya que ellos necesitan descansar en forma adecuada y contar con la energía necesaria para tener un buen rendimiento escolar y llevar a cabo sus demás actividades. Que tus hijos duerman bien o no es determinante en el humor de toda la familia. Fomenta el juego creativo y espontáneo Los niños siempre se han caracterizado por su imaginación y gran capacidad de asombro. Esto les permite convertir un sillón en una nave espacial cuando se trata de divertirse. Favorece en tus hijos estas virtudes, comunes a todos los niños, dejándolo resolver por sí

leer más

;

Qué pasa cuando un niño no recibe el amor que necesita

Qué pasa cuando un niño no recibe el amor que necesita

Cuando un niño sufre falta de cuidados, de protección, de atención y de apego por parte de sus padres o cuidadores habituales durante los primeros años de vida, se habla de que existe una carencia afectiva. Esta carencia puede llevar implícitos el abandono, el maltrato u otras situaciones tal vez menos traumáticas pero que también pueden dañar su capacidad para relacionarse afectivamente con los demás. La necesidad de afecto para el desarrollo infantil Durante los primeros meses de vida –años, incluso–, un bebé necesita recibir caricias, abrazos, besos y palabras cariñosas para estimular su crecimiento y la maduración de su cerebro. Sin este apego y calor afectivo, el desarrollo neuronal no se lleva a cabo adecuadamente. Sabemos que no es suficiente con alimentar al bebé para que crezca sano, hay que transmitirle afecto y cariño, hacerle sentir que es amado para que se desarrolle adecuadamente no solo en el plano afectivo, sino físico y mental. El frenético ritmo de vida en el que nos encontramos inmersos actualmente, con horarios laborales poco adecuados para la conciliación familiar, son muchos los niños que viven faltos de afecto, de cariño y de las relaciones afectivas necesarias para su desarrollo. No es necesario que el niño sea objeto de causas extremas como el maltrato, negligencia, abandono, largas hospitalizaciones, separaciones o divorcios traumáticos, para verse en una situación

leer más

;