Los niños interpretan su entorno mediante la experiencia con lo que tienen a su alrededor. Por eso, mientras el mundo se enfrenta a graves problemas de contaminación y desastres naturales causados por el cambio climático, las nuevas generaciones de niños y adolescentes dejan ver una auténtica preocupación por el planeta.




Hoy sabemos que la conciencia ecológica se desarrolla desde los cuatro o cinco años (antes de lo que se creía hace no mucho tiempo), lo que explica que los niños actuales se sientan verdaderos responsables del planeta.

En distintos psicodramas infantiles, realizados recientemente por LEXIA (agencia especializada en investigación cualitativa), se ha encontrado que los niños incluyen en su imagen mental de naturaleza aspectos como la conservación del medio natural y la preocupación sobre el futuro del planeta.

Para estos niños, ser ecológicos es algo natural; han crecido escuchando un discurso ecologista en los medios de comunicación, en la escuela y en la sociedad. Para ellos, separar la basura o tomar en cuenta que algún material puede ser reciclado es de lo más normal (si se observan como generación, y no prestando atención a casos específicos donde diversos factores pueden influir en su comportamiento, como es el caso de la familia o la cultura de la región donde se encuentre). Se reconocen como protectores y les gusta reforzar sus vínculos con el medio ambiente, usando marcas o productos que ayuden a alguien, que cuiden la naturaleza y a los animales.

En resumen, se puede decir lo siguiente:

  • Tienen una visión planetaria
    Piensan en grande y quieren impactar positivamente en la historia.
  • Son pragmáticos
    La conciencia por la gestión de los residuos que genera la industria influirá en los valores de esta generación a la hora de adquirir bienes y servicios. Habrá muestras de un cambio de mentalidad hacia un consumo inteligente y amigable con la naturaleza.
  • Eco-sensibles
    Son parte de una generación que rechaza la generación de desperdicios, fomenta el reciclaje y busca formas de consumo sustentable. Se les dificulta entender a quien no respeta el medio ambiente y se indignan ante la falta de conciencia ecológica.

Para la elaboración de esta nota, contamos con la valiosa colaboración de LEXIA Insights Solutions.


Consultoría en mercadotecnia y comunicación, especializada en dar soluciones estratégicas basadas en insights. LEXIA Insights Solutions reúne a profesionales en comunicación, mercadotecnia, antropología y psicología.

Notas relacionadas